48.Heridas

Somos los responsables de nuestras heridas, por la  forma en que decidimos sentir nuestros miedos.

Primero es el miedo que nosotros creamos, el que adherimos a nuestra alma, generando esa herida abierta,  que dura tanto como sigamos creyendo en él.

Los miedos siempre van a existir, pero las heridas  no son necesarias , ellos no tienen la capacidad física de generar dolor, igual que una aguja no nos dañará al sujetarla si no ejercemos presión sobre ella.

La herida se cerrará siempre, como el capullo de la mariposa; las heridas son nuestras, pero la cicatriz no nos pertenece; ese es el recuerdo de que tuvimos miedo

                                     José Trillo.

2 comentarios sobre “48.Heridas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s